17 may. 2011

Juegos: la audición en bebés menores de 6 meses

La audición es el sentido más desarrollado en el recién nacido. De hecho, ya en el seno materno es capaz de percibir gran cantidad de sonidos provenientes de tanto de interior como del exterior del cuerpo de su madre. Y al nacer estará totalmente familiarizado con su voz. Y es lo que más le gusta, las voces agudas que le hablan despacio y exagerando entonaciones: instintivamente es lo que todos los adultos hacemos cuando nos acercamos a un bebé.

Al proporcionarle estímulos auditivos estamos también influyendo sobre la visión, la comunicación y la psicomotricidad. Muy pronto no sólo moverá ojos sino que girará su cabeza buscando la fuente de sonido: su padre que le llama desde el otro lado del salón. Y un poco más tarde, todo su cuerpo irá en busca de esos sonidos tan interesantes que hay en la casa: la batidora, mamá que canta en la otra habitación, el perro de vecino que ladra en el pasillo…

En los Grupos de Juego proponemos actividades que estimulen este sentido:

1. Monólogo. Con tu cara a 25 centímetros de la de tu bebé, háblale en todo agudo, despacio y suave. Le gusta que le cuentes cosas, sobre todo lo lindo que es y lo que lo quieres. También dónde está papá o lo que hace su hermano.

2. Ahora por aquí, ahora por allí. Si está tendido en la cama o en el cambiador, háblale desde distinto sitios y observa cómo gira sus ojos y/o su cabeza. También puedes utilizar un sonajero y hazlo sonar a la derecha de su cabeza, ahora a la izquierda, arriba y abajo. Cambia las fuentes de sonido: otro sonajero con otro tipo de tintineo, una campanilla, unos cascabeles…

3. Giro mi cabeza. Es una versión del ejercicio anterior, de forma que cuando coloques un sonajero a un lado de su cabeza agítalo pasando por delante de sus ojos hasta el otro lado de su cabeza. Le interesa tanto que gira su cabeza 180º. Si al llegar a la altura de los ojos decide no continuar es que le falta un poco para lograr este importante salto en su desarrollo.

4. Cantarina. Cántale nanas o canciones infantiles mientras lo estás cambiando o mientras lo tienes que tu regazo. Mírale a la cara mientras lo haces. También puedes susurrárselas al oído.

5. Tararear y silbar. La misma canción que le cantas se la puedes silbar e incluso tararear.

6. Lo repito. En cuento el bebé empiece a emitir gorgeos o grititos imítalo. Le gustará ver que sus esfuerzos son alabados por otros y eso lo estimulará a seguir ensayando con su voz.

7. El viento canta. Cuelga cerca de una ventana un sonajero que emita sonidos agradables cuando lo mueve el viento. Sentaros cerca de la ventana cuando la brisa lo mueva y observa cómo le gusta.

8. Caja de música. Tendido boca abajo ya se sostiene sobre sus codos o brazos. Coloca una caja de música delante de su cara, preferiblemente que tenga una bailarina o animales que giran al compás de la música.

9. Bailando al son del vals. Con tu bebé en brazos y su cabeza sobre tu hombro, baila al ritmo de una canción suave y otra con más ritmo. Cántala, tararéala o simplemente la escucháis en silencio.

10. Marioneta. Te colocas una marioneta en la mano o varias en los dedos. Cuéntale un cuento a la vez que haces partícipes a las marionetas de la historia. También tu hijo puede ser uno de los protagonistas.


Quizás también te interesen nuestras entradas:
Taller de Juegos para padres y bebés menores de 6 meses
Juegos: la visión en bebés menores de 6 meses
Juegos: la comunicación en bebés menores de 6 meses
Juegos: psicomotricidad gruesa en bebés menores de 6 meses
Juegos: psicomotricidad fina en bebés menores de 6 meses
Juegos: la audición en bebés de 6-12 meses

Montserrat Reyes

No hay comentarios:

Publicar un comentario